Ir al Menú de Navegación



Agenda Cultural de Zaragoza: -Cine,
-Música, -Teatro, -Exposiciones, -Proyecciones, ...
Para estar siempre informado, entra a:
aragondigital.es

BLOG del C. M. LA PAZ

LOS SECRETOS DE MI BOLSO

20110130164915-bolso.jpg

Mi bolso es el amigo y acompañante más fiel. Nunca revela mis secretos, no se enfada. Siempre está dispuesto a acompañarme, lo mismo en situaciones difíciles, alegres, tristes, divertidas, o solemnes.

Estás dispuesto a servirme y ayudarme en todo lo que necesito. Por eso, querido bolso, hoy he decidido sacar a la luz todos los secretos que encierras. Perdóname, pero es necesario hacerlo: a menudo los secretos de la trastienda, los recónditos, hay que airearlos para preservarlos.

Tienes el secreto para seguir cuidando mi salud cuando estoy fuera de casa: guardando mis pastillas, mis calmantes, tiritas, unos caramelitos por si me baja la glucosa, o me da la tos. Son como amuletos; en verdad no me han sido necesarios ni una vez, pero no saben ustedes lo que acompaña la prevención.

El secreto para no enfriarme cuado salgo de algún sitio muy caliente es tan sencillo y viejo como el mismísimo azulete: me guardo la bufanda y los guantes; y el paraguas por si llueve... ¡Ah!, y si hace calor también tienes los secretos del lenguaje del abanico; y las gafas de sol, por si surge un momento "Greta Garbo".

Los secretos que garda mi agenda, bolígrafo, ¡ lista de teléfonos !, fotografías, el libro y las gafas para leer y ... unos imperdibles. Estos últimos sirven para enganchar cosas que no deben perderse ( con las gafas de leer no funcionan: se pierden solas ).

Los secretos del dinerito, bonobús, carnet de identidad, carnet del centro de mayores, tickets de compras, tarjetas; y también una bolsita plegada por si la necesito. El secreto de los números de la tarjeta sanitaria y la documentación varia y las recetas cuando voy al médico.

Soy una mujer documentada, como ven, pero tampoco son necesarias tantas acreditaciones, porque, después de tantos años, nos conocemos todos y todos sabemos donde nos duele.

Si estoy fuera de casa, guardas el secreto de una botellita de agua y una fruta. Y,  como estás en todo, también encierras los secretos para sentirme guapa fuera de casa: me ofreces el espejo, el peine, el carmín, el colorete y un poco de perfume.

En los viajes, ¡ ni te cuento los secretos que  encierras ! Y como tú, querido bolso, nunca te quejas; yo me paso demasiado.

En mis actividades me guardas los secretos de cuadernos, lapiceros, libros, bolis y gomas de borrar. Secretos o errores que borra la goma; tinta para escribir mi vida; y, libros, para el camino.

Hoy me doy cuenta de lo mucho que te necesito. Para mí eres imprescindible; sin ti no cuidaría mi salud fuera de casa, no saldría a pasear, no podría viajar, no podría ir de compras, no iría a bailar, etc...

Eres mi amigo más discreto e incansable. Desde hoy pienso cuidarte y valorarte muchísimo más, porque me quedo corta en reconocer la ayuda que me prestas con tus secretos. Nunca protestas, te da lo mismo que te lleve en el hombro, en la mano o en el brazo.

¡ Gracias !, mi inseparable bolso. Te quiero igual si eres negro, blanco, gris, marrón, rojo, azul, verde, amarillo o morado. Quiero tenerte siempre a mi lado.

Gracias por encerrar tantos secretos, que a fin de cuentas ...  también son los mios.

 

****************************

*********************

***********

MÓNICA CAMINO

 

 

 

 

30/01/2011 16:49 #.

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario




No será mostrado.