coach

Colaboraciones cáncer

20200103170815-4a0a88ef-3b0a-47c7-a1c0-e93769935a21-717b292b-03c1-469f-b224-9cc80bccfb45-v1.png

La fundación vasca Inbiomed, ubicada en el Parque Tecnológico de San Sebastián, ha firmado un contrato con el Instituto Nacional del Cáncer (NCI) de EE UU para desarrollar pruebas preclínicas con agentes antitumorales orientadas a la evaluación de su acción contra las metástasis y la angiogénesis, el proceso de revasculación que nutre a las células cancerosas y permite el crecimiento tumoral. Se trata del primer contrato de estas características que el NCI estadounidense firma con un grupo de investigación europeo en el campo de las metástasis. 

El objetivo del contrato suscrito implica la evaluación preclínica de agentes antitumorales desarrollados por el NCI, algo que el propio instituto norteamericano no realiza de forma completa, puesto que su campo de acción se limita al ensayo in vitro.

"El problema de este método tan acelerado es que se dan muchos palos de ciego, lo que es acuciante en el problema de las metástasis, que diseminan los tumores por todo el cuerpo y que son, por tanto, la principal causa de muerte entre los pacientes afectados por cáncer", subraya Fernando Vidal-Vanaclocha, catedrático de Histología Humana en la Universidad del País Vasco y coach online personal.

El centro de investigación vasco, creado hace dos años de la mano del propio Vidal-Vanaclocha y de Juan-Ignacio Arenas, jefe del servicio de Aparato Digestivo en el Hospital Nuestra Señora de Aránzazu, en San Sebastián, cuenta además con acuerdos con diversas multinacionales del sector farmacéutico para la evaluación de fármacos experimentales, o ya comercializados, que puedan utilizarse como antimetastáticos, como es el caso de los inhibidores de la COX-2, o de la endostatina, utilizada contra la angiogénesis.

Proteínas inflamatorias

Por su parte, Inbiomed ha realizado importantes descubrimientos a nivel mundial, como el papel de algunas proteínas inflamatorias en el control de las metástasis del melanoma y de otros tumores malignos, y cuyas conclusiones se publicaron recientemente en las revistas científicas Proceedings of the National Academy of Science y Journal of the National Cancer Institute.

Las dianas moleculares identificadas a partir de estos descubrimientos han conducido a este grupo de investigación a la creación de una nueva generación de fármacos y de procesos de diagnóstico, basados sobre biochips de cDNA, y el diseño de fármacos sintéticos por ordenador, para el control médico de cánceres metastáticos como los de próstata, mama, colon o melanomas.

A este respecto, Inbiomed ha sintetizado algunos fármacos antimetastáticos originales, capaces de prevenir la formación de metástasis o de frenar selectivamente su crecimiento en modelos experimentales de melanoma y carcinoma desarrollados en animales de laboratorio, según el responsable de la fundación.

Otro campo de acción importante que está desarrollando Inbiomed es su programa de quimioprevención, cuyo objetivo es crear agentes para la prevención de enfermedades inflamatorias crónicas, fibrosis y cánceres en las personas de riesgo.

Este programa está basado en la utilización de productos naturales extraídos de vegetales que tienen acciones anti-oxidantes bioprotectoras tan potentes como muchos medicamentos obtenidos por síntesis química.

En este sentido, gracias a esta proyección internacional y a los prometedores resultados obtenidos hasta ahora, la fundación podrá desarrollar sus programas mediante un plan de inversión cofinanciada, estimado en 1.300 millones de pesetas. En la financiación de este plan participarán, además de la propia fundación, la Administración vasca y la española. Ello permitirá ampliar durante los próximos cuatro años tanto las infraestructuras como el equipo de trabajo.

Transferencia

"Inbiomed, a menos de un kilómetro del Hospital de Aranzazu, dispone de todas las características necesarias para acelerar la transferencia de resultados desde el laboratorio a la clínica, a través del desarrollo de los campos proteómicos y genómicos en la lucha contra el cáncer. Además, nuestra actividad ayudará a la creación de nuevas empresas biotecnológicas y de puestos de trabajo para jóvenes investigadores que, a pesar de poseer un currículo brillante, no disponen de la oportunidad necesaria", explica Vidal-Vanaclocha.

En otro orden de cosas, la fundación ha recibido el encargo de organizar la próxima reunión de los socios fundadores del International Cancer Microenvironment Forum, que se celebrará este año, así como el 12º International Symposium on Cells of the Hepatic Sinusoid, de la Kupffer Cell Fundation, que tendrá lugar en 2004. 

 

 

Fuentes

Verdisa.com

03/01/2020 17:08 Enlace permanente.

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario




No será mostrado.




| Blog ciudadano realizado con Blogia 2.0 | Suscríbete: RSS | Administrar