.............................Dos orejas

20081017083752-b-las-dos-orejas.jpg

Frente al purismo de El Cid y de El Juli, El Fandi, buscando sitio, fue el que más arriesgó. Supo trabajarse cada uno de sus toros. Verle poner banderillas, es un ejemplo magistral de cómo dominar un espacio y jugar con el filo de la navaja. En diagonal, en un extremo el toro, al que dejaba que respirara. En el otro extremo, él. Cuando el toro se fijaba en él. El Fandi comenzaba a citarlo con sus movimientos ondulantes, suaves. El toro iba como flecha; le ponía las banderillas y se quedaba con él, caracoleando,cara a cara, metiéndole en su mirada la vibración del color de su traje. Por eso cortó dos orejas en el tercero, aunque no fueron las de este caballero que sustituyó al culo anterior.

17/10/2008 08:37 #.

Comentarios » Ir a formulario

gravatar.com
Autor: jesus

yo no estoy muy seguro de que fueras a los toros con la intencion de ver la corrida

Fecha: 17/10/2008 19:58.


Añadir un comentario




No será mostrado.




| Blog ciudadano realizado con Blogia 2.0 | Suscríbete: RSS | Administrar