HUERTOS ESCOLARES Y ALIMENTACIÓN SALUDABLE

VETO A TRES PESTICIDAS QUE AFECTAN A LAS ABEJAS

Varias decenas de activistas disfrazados de apicultores frente a una gigantesca abeja hinchable festejaban ayer en pleno centro del barrio europeo de Bruselas el éxito que los ecologistas y la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria acaban de lograr frente a gigantes químicos como Bayer y Syngenta. Tras recibir el respaldo de 15 Estados miembros, la Comisión Europea se ha visto con las fuerzas necesarias para continuar con su plan de prohibir tres pesticidas tóxicos para las abejas.

Los defensores de la iniciativa argumentan que se está protegiendo a unos insectos vitales para el ecosistema y que aportan, según cálculos del Ejecutivo europeo, 22.000 millones de euros a la economía de la Unión cada año. Los críticos, en cambio, defienden que las autoridades van a adoptar una medida lesiva para los agricultores basándose en unos estudios con una pobre base científica. La prohibición de los tres plaguicidas neonicotinoides, habituales en la siembra del girasol, la colza, el algodón y el maíz, durará dos años. El imidacloprid, la clotianidina y el tiametoxam afectan al sistema nervioso de las abejas, y pueden llegar a causar la parálisis e incluso la muerte de los insectos.

La medida podría afectar a un tercio de las semillas preparadas en la UE, de las que España es uno de los principales productores. Pese a sus reticencias iniciales —en un primer momento pidió aplazar cualquier decisión hasta tener más datos científicos concluyentes, aunque se pronunció a favor en la primera votación de marzo pasado—, España fue uno de los 15 países que respaldaron la propuesta de la Comisión en el comité celebrado ayer. Los votos recabados impidieron que un grupo de países pudieran bloquear la iniciativa.

Bruselas había propuesto que la medida entrara en vigor a principios de julio, pero finalmente ha aceptado retrasarlo hasta el 1 de diciembre por razones legales. “Nos dijeron que los agricultores necesitaban más tiempo. La mayoría ya han comprado o pedido las semillas para el verano. Pensamos que era mejor darles por lo menos un plazo de seis meses”, asegura un portavoz comunitario.

La Comisión Europea se ha basado en el informe sobre los neonicotinoides (sustancias derivadas de la nicotina cuyo uso está muy extendido en cultivos de todo el mundo) que le encargó a la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria. Sus resultados, que se hicieron públicos en enero, indican que tres sustancias, el imidacloprid, la clotianidina y el tiametoxam, suponen un “riesgo agudo” para las abejas y recomendaban limitar su uso en algunos cultivos. Dos investigaciones publicadas en 2012 en la revista Science, en el Reino Unido y en Francia, también relacionaron los pesticidas con una disminución del tamaño de las colmenas y el descenso de la producción.

...

Artículo completo

30/04/2013 10:51 Enlace permanente.

Comentarios » Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario

*

*
No será mostrado.


*

* Datos requeridos.

| Blog ciudadano realizado con Blogia 2.0 | Suscríbete: RSS | Administrar