O Blog de Jorge Marqueta Escuer, o mixín.

O blog de Jorge Marqueta Escuer.

Temas

Enlaces

Archivos

 

Se muestran los artículos pertenecientes a Abril de 2007.

07/04/2007

LUCHA ANTITERRORISTA. EL PP GRITA: ¡NO EN MI NOMBRE!. ¿se refieren a esto?

Noticia dada por el Ayuntamiento de Ermua.

La Corporación de Ermua se ha adherido el día 4 de abril a la iniciativa popular que pide al "Foro Ermua" que deje de utilizar el nombre la Villa, con el apoyo de catorce de los diecisiete concejales que componen el consistorio. La adhesión se ha materializado con los votos a favor de los grupos PSE-EE-PSOE (8), EAJ-PNV (3) e IU (1), y con el voto en contra de dos representantes del PP (2). Esta última formación tiene cuatro concejales, no obstante, ese día sólo han asistido tres de ellos y, además, uno ha votado a favor de la adhesión. Esa adhesión se ha producido en el transcurso de una sesión de pleno extraordinario celebrado a mediodía del día cuatro de abril.

 

07/04/2007 21:27 Enlace permanente. No hay comentarios. Comentar.

08/04/2007

HISTORIA DE LA SEMANA SANTA DE ZARAGOZA.

La Semana Santa zaragozana, tal y como hoy la conocemos, no tiene gran tradición.

Tradicionalmente, la Hermandad de la Sangre de Cristo era la encargada de la organización de los actos de Semana Santa consistentes principalmente en la llamada Procesión del Encuentro y la Procesión del Santo Entierro, pero no participaban los tambores (de origen y tradición bajoaragonesa).

Desde el siglo XVIII los pasos eran portados a hombros por terceroles, labradores y ganaderos que vestían hábito y tercerol negros hasta 1931. Desde 1931, estos ciudadanos renunciaron a llevar los pasos, no celebrándose procesión alguna de 1932 a 1934 por libre decisión de la Hermandad de la Sangre de Cristo. Cuando se intentó retomar la procesión en 1935, los terceroles se declararon en huelga, por lo que los pasos fueron sacados, ya no a hombros sino con ruedas, por miembros de asociaciones religiosas, germen de las actuales cofradías. Considerados "esquiroles" , sufrieron un atentado con bomba, sin más consecuencias.

La Semana Santa zaragozana, tal y como la conocemos, empieza a tomar forma en la cuaresma de 1937, en plena Guerra Civil, cuando se fundó la Cofradía de la Piedad, la primera cofradía penitencial que todavía hoy impide la entrada a las mujeres en sus filas (es la única con esta lamentable particularidad en Zaragoza ¿no debería prohibirse una asociación como esta con normativa anticonstitucional?) y que, desde 1954, indulta un preso –algo incomprensible desde el punto de vista del Estado de Derecho ¿cómo se pueden obtener beneficios penitenciarios por participar en una procesión?-. La identidad del indultado no trasciende por obvias razones de privacidad pero surge una duda ¿y si fuera un delicuente con delitos por terrorismo, qué dirían Rajoy, Alcaraz, Ynestrillas, Zaplana y Acebes? ¿se manifestarían tras la Cofradía?. En Teruel, "la Columna" también indulta un preso. Tienen tan mala suerte que este año se les murió antes de recibir el indulto; eligieron otro.

Tras esta cofradía (que introdujo los capirotes, ajenos a la tradición aragonesa) surgirían otras como la de Jesús Camino del Calvario y la de la Entrada en Jerusalén en 1.938.

Dos años después (1940), ligada a Acción Católica, se fundó la de las Siete Palabras y de San Juan Evangelista introductora de los tambores en la Semana Santa zaragozana de la mano de Mosen Francisco Izquierdo Molíns, de origen bajoaragonés, hecho fundamental para la popularización de la Semana Santa zaragozana, hasta entonces muy reducida a grupos ultrarreligiosos. Esta Cofradía tiene como anagrama un crismón coronado por el águila de San Juan -la misma del escudo de la España franquista.

De 1940 data la fundación de la Cofradía de las Lágrimas de Nuestra Señora, que esta Semana Santa ha introducido como novedad las jotas antigubernamentales y propeperas.

A lo largo de los siguientes años y hasta los noventa se fueron fundando el resto.

Por lo tanto, la Semana Santa zaragozana, con sus tambores y sus coloridos capirotes data de hace unos pocos años dentro de la Historia de la más que Bimilenaria ciudad.

08/04/2007 22:32 Enlace permanente. Hay 16 comentarios.

ECOS DE LA SEMANA SANTA ZARAGOZANA

El Viernes Santo tiene lugar en Zaragoza la procesión del Santo Entierro, organizada por la Hermandad de la Sangre de Cristo, la que ejecuta, mediante convenio, la competencia municipal de recogida de cadáveres de la ciudad de Zaragoza (¿por qué un colectivo de una confesión determinada ejecuta una competencia propiamente municipal?).

 

Sale el Cristo de la Cama de la Iglesia de Santa Isabel de Portugal coronada con una bandera rojigualda a media asta (bandera descolorida, es la misma desde 1939) con los acordes zarzueleros de la "marcha real" (himno de España desde la última guerra civil), la Guardia Civil del destacamento de Casetas reverencia al Cristo yacente en formación (ese himno, ¿es de los españoles?, ¿de los españoles católicos?, ¿de los españoles católicos que se manifiestan con el PP, Democracia Nacional, la Falange y la AVT?. La Guardia Civil, al fin y al cabo, un cuerpo militar de un Estado aconfesional ¿qué pinta en una procesión de una confesión determinada?.

 

Cutre confusión de Religión, símbolos del Estado y Ejército (en su forma de Guardia Civil –para más "inri", nunca mejor dicho). Esto me suena a otra época de la Historia de España.

 

Como culminación del lamentable espectáculo, también formados, el Alcalde y una cuarta parte de la Corporación municipal. ¿qué hacen allí? ¿por qué no fueron a la "fiesta del carnero" que celebraron los zaragozanos musulmanes hace unos meses? ¿sólo se consideran representantes de los zaragozanos católicos? ¿por qué no se abstienen de participar en actos religiosos como miembros corporativos?. Me consta que algún edil participa de este acto a nivel particular y, ante eso, un ateo como yo no puede sino sentir respeto. Pero los que estaban allí tan ufanos con sus bandas ¿no han oído hablar de la separación de Iglesia y Estado?.

 

De ellos, –me apunta alguien más puesto que yo en materias municipales- la mayoría son los defenestrados de las listas electorales, quizá esto lo explique todo ¿estaban como penitentes? ¿estaban para dar gracias –los del PP- por no integrar una lista abocada al fracaso, lo que les abre un esperanzador futuro? ¿pensaban que era la última ocasión de lucirse con la banda? ¿no tenían nada mejor que hacer?. Nunca se sabe, habrá de todo.

08/04/2007 22:11 Enlace permanente. Hay 1 comentario.

09/04/2007

¡OTAN NO!

El Gobierno Español, con la posterior adhesión inquebrantable de PSOE, PP y Par, han hecho de Zaragoza candidata a acoger el nuevo sistema de vigilancia de la OTAN, sin tener en cuenta la opinión de los ciudadanos y entidades sociales de la Ciudad y actuando con gran opacidad informativa.

El Gobierno Español, el mismo que niega inversiones en Aragón, el que no reabre el Canfranc, el que deja que los proyectos de infraestructuras en Aragón sean eternos o imposibles, el que niega un tratamiento igualitario al resto de los ciudadanos del Estado a los aragoneses usuarios del AVE, el mismo que (con la inestimable ayuda de PSOE, PP, Par e IU) nos condena a un Estatuto de Autonomía de tercera en el que se niegan las inversiones y competencias que en el resto de Comunidades Autónomas se preveen; ese Gobierno, sin embargo, sí piensa en Zaragoza y Aragón para instalar infraestructuras molestas y peligrosas como una Base Militar de Espionaje y Vigilancia de la OTAN de escala mundial.

La OTAN es una organización militar subordinada a los intereses geoestratégicos norteamericanos (a veces al margen de las Resoluciones de la ONU como la intervención militar en Irak). Frente a este "nuevo orden internacional" hay que reforzar el papel de la ONU, el multilateralismo, el diálogo como medio de resolución de conflictos y la cooperación internacional.

La instalación de esta Base de la OTAN supondrá indentificar y posicionar a nivel internacional todavía más la Ciudad de Zaragoza como ciudad militar, algo completamente incompatible con el título de Ciudad de la Paz concedido por la UNESCO a la Ciudad, con su apuesta estratégica de ser un referente mundial en materia de desarrollo sostenible, de ser Ciudad de Ferias y Congresos, de ser ciudad centro de logística y ciudad de innovación y creatividad; aspectos éstos últimos no sólo más amables sino más rentables económicamente para la Ciudad.

La instalación de la Base OTAN supondrá, en el caso altamente probable, de que EEUU genere un nuevo conflicto armado, que sea nuestra ciudad desde donde se dirijan las operaciones, lo que nos pondría en el punto de mira del terrorismo internacional, además de la peligrosidad que conlleva el centro neurálgico militar con constantes despegues y aterrizajes de aviones militares cargados de bombas.

La instalación de la Base OTAN supondrá incrementar la hipoteca militar de la ciudad. Más de la tercera parte de la Ciudad está ocupada por terrenos militares, el campo de maniobras de San Gregorio es el mayor del Estado, el Polígono de Tiro de las Bardenas es el mayor de Europa. Todo ello sin recibir compensación alguna a cambio, bien al contrario, todo ello ha mermado el desarrollo de la ciudad, causa graves molestias y peligros a los ciudadanos (ruidos, accidentes), la servidumbre del espacio aéreo aragonés a la base militar ha impedido el crecimiento del aeropuerto civil -impropio de una ciudad de casi 700.000 habitantes-. Esta hipoteca supone que la ciudadanía no puede decidir sobre una tercera parte de su término municipal (construcción de infraestructuras, viviendas VPO, parques, repoblaciones arbóreas) por estar subordinado a los intereses militares. A esta hipoteca a todas luces excesiva se añadiría una nueva servidumbre militar.

La instalación de la Base OTAN impedirá el desarrollo económico y destruirá empleo porque aumentarán las limitaciones de tráfico aeroportuario de viajeros y mercancías y puede llegar a eliminar el intercambiador logístico que plantea PLAZA, por lo tanto, impedirá la creación de empleos del sector terciario y cuaternario (los de más crecimiento en la actualidad) y puede destruir algunos ya existentes, impedirá el desarrollo de infraestructuras de comunicaciones que se supeditarán a lo militar y ahuyentará posibles inversiones empresariales por la amenaza y peligro permanente que supone la instalación.

En este sentido, recordar que el 25% del PIB de la Conmunidad de Madrid depende directa o indirectamente de la actividad del aeropuerto de Barajas, por ello no es de extrañar que el candidato a la Presidencia de la Comunidad de Madrid del PSOE, Rafael Simancas, abogue por "desmantelar la base norteamericana de Torrejón" ya que "no se puede tener unas instalaciones de sus características en el marco de unas poblaciones de medio millón de ciudadanos" y lastra el desarrollo de esa ciudad, en contraste con el PSOE de Aragón, que aplicando otros criterios, puede llegar a usar la propuesta de la base OTAN en Aragón como posible contraprestación ante la posibilidad de un desmantelamiento de las instalaciones norteamericanas en Madrid. Nuevamente, los del PSOE de Aragón dispuestos a acoger con brazos abiertos lo que en otros lugares rechazan.

La instalación de la Base OTAN incrementará la contaminación acústica y electromagnética en la ciudad. Si en la actualidad toda la población zaragozana sufre puntualmente los ruidos de los vuelos militares y, de estos ciudadanos, más de 50.000 vecinos sufren diariamente la contaminación acústica de la Base Militar, la implantación de la Base OTAN aumentará necesariamente el tráfico aéreo y con ello aumentará el nivel de contaminación acústica. Tan grave es la situación que, tanto el Defensor del Pueblo como el Justicia de Aragón han enviado recomendaciones al Ministerio de Fomento y al Ministerio de Defensa para que tomen medidas para paliar dicha contaminación, sin que hasta la fecha dichas recomendaciones hayan sido adoptadas. En este sentido la representación de CHA en el Congreso de los Diputados propuso el 22 de noviembre de 2005 una Moción destinada a minimizar el impacto sonoro de los vuelos militares sobre la ciudad de Zaragoza, moción que fue aprobada por unanimidad. Sin haber resuelto el problema actual es inadmisible incrementarlo; esto supondría añadir más problemas a una zona y a unos ciudadanos seriamente afectados por la contaminación acústica probada y reconocida institucionalmente.

Asimismo, se desconocen los efectos que podría llegar a tener la contaminación electromagnética de la Base OTAN. Si las antenas de telefonía móvil están bajo sospecha, sería -por lo menos aconsejable- que se informara de los efectos que podrían llegar a tener unos receptores que instalaría la Base con potencia para abarcar todo el planeta.

La instalación de la Base OTAN no creará empleo, los partidarios de su instalación hablaron primero de que iba a crear 4000 empleos, después, 3000 y 2000 y últimamente se habla de 1100. Independientemente del número (sobre el que hay bastantes incertidumbres) los pocos empleos que se creen serán ocupados por personal OTAN de otros centros y que -como ocurría en la Base Americana de Zaragoza- no contribuirán a la riqueza de la ciudad pues vivirán al margen de la misma en una especie de ciudad dentro de la ciudad. Paralelamente, se destruirán muchos otros empleos actuales o potenciales de los zaragozanos al impedir el desarrollo de las infraestructuras y de la logística en la Ciudad.

La instalación de la Base OTAN no supondrá inversión directa en la Ciudad, los partidarios de su instalación hablan de las inversiones que supondrá esta Base. Inversiones que hay que matizar: la OTAN invertirá en el programa AGS y en los aviones AWACS a través de un consorcio en empresas transnacionales -ninguna aragonesa- que se denomina TIPS que suministrará tecnología y componentes. La inversión revertirá en empresas ajenas al tejido empresarial aragonés y sus plusvalías revertirán en otros lugares del Mundo.

La instalación de la Base OTAN no incrementará el desarrollo tecnológico de la Ciudad, los partidarios de su instalación hablan de que esta Base traerá a Aragón la tecnología más avanzada. No existe certeza de tal hecho, no obstante -y por razones obvias- la tecnología militar se caracteriza por su alto secreto. No parece que, aún en el caso de que llegue a haber tan alta tecnología en la Ciudad, los militares de la OTAN vayan a dar cursos y seminarios sobre sus avances tecnológicos en armamento o espionaje a los empresarios aragoneses. Para el desarrollo tecnológico de la ciudad es preferible potenciar la investigación en la Universidad, seguir invirtiendo en tecnología (instalación de fibra óptica, espacios Wi-Fi, creación de la Biblioteca Tecnológica, fomento del uso de nuevas tecnologías entre los ciudadanos, etc.).

09/04/2007 22:26 Enlace permanente. No hay comentarios. Comentar.

24/04/2007

EL MITO DE NUMANCIA (I)

A lo largo de los siglos XVIII y XIX, coincidiendo con el surgimiento y auge de los nacionalismos, las diferentes Naciones optan por recurrir a su pasado, en ocasiones real, otras reelaborado o incluso directamente inventado para legitimar su existencia y aspiraciones (Aragón magnifica la figura del Justicia Mayor, recupera la idea de Cortes; Catalunya pone en valor su lengua y aparece del mito de la cuatribarrada y Wilfred el Pilòs; Escocia o Irlanda ensalzan a pueblos prerromanos como percursores de su identidad nacional, etc.).

 

El caso español no es distinto al resto de Europa, se trata de demostrar que el carácter español es producto de una serie de hechos que desde siglos atrás han configurado la idea de España.

 

Entre estos hechos destaca el mito de Numancia, como símbolo del espíritu racial, de rebeldía del español ante lo que viene de fuera, ante "lo europeo", mito básicamente xenófobo. España siempre ha sido la reserva espiritual de Occidente, la España diferente de Fraga.

 

En realidad, el caso de Numancia se trata de un hecho aislado que nada tiene que ver con "España". De hecho, la Península Ibérica en ese momento estaba conformada por múltiples pueblos con fronteras difusas sin ningún sentimiento de pertenencia a un conjunto. Fueron los propios historiadores romanos (Polibio, Diodoro, Tito Livio, Floro, Apiano), filósofos (Séneca, Cicerón, Quintiliano) y poetas (Horacio, Plutarco, Juvenal) quienes magnificaron extraordinariamente el mito como reflejo del heroismo colectivo por encima de intereses particulares, pero -obviamente- jamás como reflejo del valor de los "hispanos" o del conglomerado de pueblos prerromanos habitantes de la Península Ibérica.

 

El mito numantino, como vemos, es muy anterior al siglo XIX, cuando el nacionalismo español lo recupera y reelabora.

 

24/04/2007 22:43 Enlace permanente. Tema: Nacionalismo español No hay comentarios. Comentar.

EL MITO DE NUMANCIA (II)

Ya en el siglo X, el mito fue utilizado por los reyes castellanos para trasladar la capital de León a Zamora considerando a esta última ciudad como "heredera de las numantinas glorias", creándose en la ciudad zamorana un "obispado numantino". Obviamente, el poder puede hacer que los mitos varíen de ubicación para justificar lo que haga falta.

 

Alfonso X, en su Primera Crónica General, sigue considerando a Zamora la heredera de Numancia pero presenta a Viriato como un ladrón, "un tennedor de caminos que començo a fazer mal entre por las tierras, robándolas e destruyéndolas todas", lo que justificaba la actuación romana. Nada que ver con el "caudillo libertador de España". El rey denominado Sabio ejemplificaba y se ponía del lado del poder imperial (por razones obvias, al fin y al cabo él era un Rey) y hablaba de Çamora (Numancia) que resistió "mientras permaneció unida y fue destroyda porque por desacuerdo se pierden las cosas, e por acuerdo se defienden", buscando unidad entre sus regnícolas (gallegos, astures, leoneses y castellanos).

 

Desde el siglo XVI, con los Habsburgo, se retoma el mito numantino como ejemplificador de la forma de actuar que deben adoptar los regnícolas del Imperio (del que los reinos peninsulares no son sino una mínima parte). No existe identificación con "España".

 

El mito adoptó así una dimensión internacional y aparece en obras de autores como Goethe, el Barón La Motte-Fouqué, Schelegel, Shelley o Ticknor, siempre como una especie de repetición del mito de David y Goliath, de exaltación de la heroicidad del débil frente al poderoso.

24/04/2007 22:38 Enlace permanente. Tema: Nacionalismo español No hay comentarios. Comentar.

EL MITO DE NUMANCIA (III)

Hay que esperar al siglo XVIII y a la obra del Padre Feijoo para ver a Numancia como ejemplo de la identidad española. Un sector de la Ilustración apuesta decididamente por la uniformidad del Estado y busca en el mito de Numancia un punto de fundamentación del mismo. Así Ramón de la Cruz en 1778 escribe:

 

Numancia destruida siempre

dará más honra al suelo

español, que todas cuantas

ciudades, cuantos soberbios

edificios adornaron

y adornan hoy este reino.

 

Pero el nacionalismo español nunca ha estado solo en el Estado. Paralelamente, desde finales del siglo XVIII el nacionalismo vasco sitúa el origen del pueblo y la lengua vasca en los iberos. Los vascos se suponen, a la luz de esta teoría, descendientes de Tubal (curiosamente como Tarazona, cuyo escudo reza "Tubal Cain me aedificavit. Hércules me reaedificavit") y así Juan Bautista Erro -que llegaría a ser ministro del pretendiente Carlos María Isidro (de cuyo nombre toman los hechos bélicos del siglo XIX la denominación de guerras "carlistas"- dirigió en 1803 unas excavaciones arqueológicas en Numancia que le permitieron concluir que "la lengua euscarana era de un uso común y corriente entre sus naturales (...) la general de aquellos héroes que derramaron con solo su nombre el horror en medio de las familias de Roma y en medio de los exércitos de esta poderosa madrastra del mundo. Esta es una verdad histórica que corroboraré (...) y que pertenece a las glorias de la Nación Bascongada". Erro llegó a afirmar que Garray (la localidad de origen medieval situada junto la antigua Numancia) debe su nombre al recuerdo del trágico fin de la ciudad íbera y se derivaría de una raíz vasca que significa "ciudad que frecuentemente ha sido abrasada", acreditándose así la existencia de la lengua vasca entre los sorianos a través del tiempo.

 

24/04/2007 22:35 Enlace permanente. Tema: Nacionalismo español No hay comentarios. Comentar.

EL MITO DE NUMANCIA (IV)

Es en el siglo XIX, en el marco de la Guerra contra Napoleón, el momento clave en el que se liga el "numantinismo" a parte del "carácter propio de los españoles". Antonio Sabiñón escribió una patriótica tragedia en 1813 sobre el mito que gozó de gran éxito de público en Madrid y de la que Mariano José Larra diría: "la tragedia, que literalmente hablando no es de mérito sobresaliente, ha hecho el efecto que debía hacer una composición como ella, eminentemente patriótica".

 

La historiografía empieza a hablar de Numancia como "heroica ciudad cuya memoria hace latir de fundado engreimiento a todo pecho español" (Romey, 1839) o mostrándola como ejemplo del carácter español "altivo, caballeresco, valiente hasta el heroismo y amante como ningún otro de su independencia" (Lafuente, 1850). Se habla de la raza celtíbera (que jamás existió) y, recogiendo postulados evolucionistas tan en boga en ese momento, se prefiguraba el liderazgo de Castilla en la actitud de la "célebre ciudad celtibérica".

 

Toda esta patraña fue recogida en los libros de texto tras la Ley Moyano de Educación Nacional (1857). En ese momento la Historia, por encima de la veracidad de lo relatado, prima el desarrollo de valores patrios y la formación del espíritu nacional y se habla de Viriato como "libertador de España", Numancia como "heróica ciudad defendida por los pechos de sus habitantes, que sirvieron de muralla" obviando el fuerte recinto amurallado que acreditan los restos arqueológicos.

 

El reinado de Isabel II llegó a conmemorar el XX Centenario de la Epopeya Numantina (1867) con fuerte carácter nacionalista español. Sin embargo, tras 1868, con la llegada de la Revolución ("la Gloriosa") y la Primera República, el mito numantino decayó, llegándose a paralizar excavaciones arqueológicas previstas en el cerro de Garray.

 

El mito numantino, alentado por autores conservadores y católicos, como Sánchez Casado o Menéndez Pelayo retomará nuevos bríos en época de Alfonso XIII como ejemplo de rechazo de ideas extranjeras y como búsqueda de la fe católica como aglutinante de la raza española unida cultural y religiosamente desde tiempos inmemoriables, conformándose el "carácter nacional celtíbero caracterizado por el odio al extranjero" (sic).

24/04/2007 22:33 Enlace permanente. Tema: Nacionalismo español No hay comentarios. Comentar.

EL MITO DE NUMANCIA (V)

Habrá que esperar al regeneracionismo con Rafael Altamira, Ángel Ganivel o Joaquín Costa para oír voces discrepantes a este discurso oficial. Joaquín Costa dirá "deshinchemos esos grandes nombres: Sagunto, Numancia, Otimba, Lepanto, con que se envenena nuestra juventud en las escuelas, y pasémosles una esponja".

 

La dictadura de Miguel Primo de Rivera extendió las ideas nacionalcatólicas dando nuevos bríos al mito numantino.

 

La II República prefirió para personificar la identidad nacional española volver los ojos a las Cortes de Cádiz o a la Primera República y ensalza nuevos héroes como Mariana de Pineda, Pablo Iglesias o el capitán Galán, que conviven -sobre todo desde 1934, triunfo electoral de la derecha- con algunos del pasado como Numancia aunque de forma menos recurrente o exacerbada hablando de "formidable ciudad" y no ligándolo al "espíritu racial español".

 

Es la Guerra Civil el momento clave de recuperación de la "grandeza de Numancia". Alberti retoma el mito de Numancia como ejemplo universal de la lucha del débil contra el fuerte y escribe un paralelismo de la ciudad "celtíbera" (sic) con la defensa de Madrid "a poco más de dos mil metros de los cañones facciosos y bajo la continua amenaza de los aviones italianos y alemanes".

24/04/2007 22:30 Enlace permanente. Tema: Nacionalismo español No hay comentarios. Comentar.

EL MITO DE NUMANCIA (VI)

El bando fascista, sin embargo ligó el mito de Numancia a su "cruzada nacional", a la "base racial de España". En este sentido hay una curiosa anécdota. El aeródromo de Garray era defendido por las tropas italianas quienes levantaron un monumento sobre las ruinas de Numancia, monumento dedicado a Benito Mussolini, que se consideraba "il duce" heredero de la tradición imperial romana. Los fascistas españoles supongo que quedarían un poco aturdidos viendo que su aliado ensalzaba a los vencedores cuando ellos siempre habían considerado héroes a los vencidos. El monumento fue retirado tan pronto como se retiraron las tropas italianas, y de él nunca más se supo. Otro monumento que regaló Mussolini (un César Augusto) se halla tras el umbral de la puerta principal de la Casa Consistorial de Zaragoza.

 

El mito numantino volvió a las escuelas y José María Pemán escribió un libro de consignas para los maestros, el "texto oficial para las escuelas públicas de la Nación" entre cuyos hechos gloriosos del pasado estaba, lógicamente, Numancia. Trillo escribirá en 1942 "el germen del heroísmo empleado por nuestros soldados en Oviedo, Belchite, el Alcázar de Toledo, etc. hay que buscarlo en Numancia. Entonces, como ahora, el español no se asustó por el número y armamento de sus enemigos". Tan crucial era ese mito para el régimen que en la letra de la Marcha Real, zarzuela que servía -y sirve- de himno de España se cantaba en su tercera estrofa:

 

¡Viva España!

La Patria con Numancia

decidió morir

¡y España es inmortal!.

 

Hoy esa mediocre melodía sigue siendo himno de España, aunque se ha preferido obviar su infame letra.

 

El mito numantino volvía a ensalzar y justificar al propio régimen y fomentar el odio a lo extranjero. Almagro Díaz, formador en Historia del Frente de Juventudes en 1949 reconocía en el pueblo español a uno de los pocos determinantes para la Historia de la Humanidad, "Numancia y otras, como Sagunto, y como los prisioneros españoles, prefieren acabar por la hoguera o el veneno antes de ver rebajado su sentido de la dignidad y de la hermandad mutua por la esclavitud a un extranjero". Por cierto, en el mismo texto se nombraban veladamente al resto de nacionalismos del Estado, asimilándolos a los íberos, que quisieron separarse de los celtas algo "frecuente en nuestra raza", un "defecto español fruto de un localismo orgulloso". Ese opúsculo, en otra parte, iguala Viriato, Trajano, Hernán Cortés y ¡José Antonio Primo de Rivera!.

 

Junto a este hay otro libro cuya lectura es recomendable: el libro "Numancia, espíritu de una raza", que aparece publicado sin autor y habla de Numancia como "ciudad celtibérica, o netamente española" (...) que fue "vencida aparentemente pero no dio el espíritu que quedó flotando sin dominio posible en toda la Península. Y él, indomable y eterno ha triundado de todo perdurar y honrar a sus creadores. Numancia, pues, es nervio y corazón del español". Numancia es "la plasmación de lo que somos: espíritu inmortal. Y a Numancia, por tanto, debe España su ser".

24/04/2007 22:25 Enlace permanente. Tema: Nacionalismo español No hay comentarios. Comentar.

EL MITO DE NUMANCIA (VII)

En fin, hoy Numancia es el nombre de varios establecimientos comerciales en Soria y el de un equipo de fútbol profesional que deambula por la liga BBVA (antigua Segunda División) y con el que -por cierto- cuando, fruto del azar, tuvo una fugaz presencia en Primera División, los medios de comunicación zaragozanos impulsaron una cierta "hermandad" entre las aficiones de Zaragoza y Soria. Lo cual no está nada mal si no fuera porque los mismos medios alimentaron la rivalidad malsana entre las aficiones de baloncesto de Zaragoza y Huesca cuando ambas ciudades tenían equipo en la ACB, o justifican lo injustificable cuando se producen lamentables hechos en los encuentros Zaragoza-Osasuna, o callan cuando los partidos de Voleibol de los equipos de Zaragoza y Teruel (ambos en Superliga) sirven para exaltación de las pasiones más bajas y lamentables de los mediocres en nombre de la "rivalidad" entre ciudades.

24/04/2007 22:21 Enlace permanente. Tema: Nacionalismo español No hay comentarios. Comentar.
| Blog ciudadano realizado con Blogia 2.0 | Suscríbete: RSS | Administrar